PALMERAS SINGULARES “LA PALMERA DE D. DIEGO”

img_20160927_111808

Del centro de este singular ejemplar brotaron 5 brazos, aunque en la actualidad solo quedan 4.

Debe su nombre a que fue cedida al Parque Municipal por su propietario D. Diego Ferrández Ripoll, que fue alcalde de Elche en dos ocasiones.

Se Plantó en este lugar en 1945, un año antes de que se abriera el jardín al público.

Continue Reading

PALMERAS SINGULARES “EL TIRACHINAS”

img_20160926_122005

Es un tipo de palmera poco habitual, cuyo tronco principal se divide a 1 metro de la base formando en paralelo dos brazos en forma de la Y típica del tirachinas.

Este ejemplar se encuentra en el Passeig de l´Estació y a la salida del Parque Municipal más próxima a la fuente de Las Copas.

Continue Reading

EL BAILE EN 1811

En estas y otras cosas llegó la tarde el domingo.

Desde que terminó la siesta, la gente sin miedo al calor que por todas partes se difundía comenzaba a acudir al emparrado del tío Roque, presentándose un buen golpe de muchachas que parecían un verdadero ramillete de flores hermosísimas. Con sus refajos de colores fuertes en harmonía (sic) con la espléndida vegetación del panorama; con sus moños de lazo adornados de flores y peinas de plata; con sus armadores de lentejuela y sus brazos desnudos, reprimiendo el seno con pañoletas de varé y con su calzado típico de alpargata con cintas negras entrelazadas, o zapatos de tabinete sobre la media blanca que dejaba transparentarse la rosada piel de los modelados arranques de la pierna, parecían hadas recién salidas de grutas formadas por arrayanes y jazmines en las orillas del plateado río, que serpeaba perezoso entre los sotos floridos que formaban sus cauce.

No tardó en oírse el campanilleo de una tartana que venía a todo escape, y cuando el vehículo se paró a unas cuantas varas de distancia del emparrado, saltó de ella Juan el Lanero con varias mujeres y mozos de Espinardo, y Ambrosio precipitóse inmediatamente para recibir a su amigo y dar la bienvenida a todos los acompañantes.

Desde aquel momento pudo decirse que comenzaba la fiesta.

Oyóse el temple de una guitarra, una bandurria y un violín, orquesta de lujo para aquella reunión, y escapábase algún carrasclás de las postizas que movían los dedos impacientes de las mozas.

Formóse enseguida un ancho corro con las sillas y tablados de las camas, y antes que un cantador entonara la tercera copla allá fue el Corroscones seguido de Mariquita y se plantó en el centro, apretándose la faja y limpiándose el sudor con un pañuelo de hierbas, mientras su dama ajustaba en los pulgares los lazos de sus postizas y se ponía en jarras para comenzar el baile.

Este era la malagueña, el más vistoso y variado y Mariquita y Coscorrones se portaron de verdad en los saltos, trenzados y vueltas, como si fuesen maestros consumados de la danza.

“De mi Biblioteca familiar”

“Huertanos y Franceses” de Andrés Blanco y García. Año 1902

Continue Reading

PALMERAS SINGULARES “EL CANDELABRO”

img_20160927_112247

Se halla situada en el Parque Municipal de Elche muy cercana al Palomar y a pesar de no tener gran porte se encuentra perfectamente identificada.

Su singularidad consiste en que es rarísimo encontrar otro ejemplar que sus cinco brazos se hallen opuestos y a la misma altura, que es de unos 4 metros del suelo, por lo que recuerda al candelabro judío o “menorá”.

Se dice que solo una de cada 30.000 palmeras tiene una morfología similar, como le ocurre a la conocida Palmera Imperial.

Continue Reading

PALMERAS SINGULARES “EL COLOM”

img_20161015_125902

Debe su nombre al equivalente en español “el palomo”, y se le adscribió el mismo al hecho de que estando cerca de un palomar cercano suele estar concurrida por palomas en el tramo superior próximo a la horizontalidad.

La original estructura de su tronco que comienza a crecer prácticamente vertical, para unos 2 metros después empezar a inclinarse casi horizontalmente y a unos 9 metros volver a doblarse con una inclinación cercana a la horizontal, y recuperando finalmente la verticalidad.

Por ésta característica se hace muy peligrosa su poda por la dificultad el deslizamiento de los palmereros a través de ella, y agudizado el riesgo por el cimbreo que se produce en sus movimientos de poda.

Continue Reading

EL OMBÚ DE LA PLAZA DE SAN BARTOLOMÉ

img_20161113_112637

Este Ombú es uno de los árboles singulares de la ciudad de Murcia de procedencia Argentina derivando su nombre del idioma guaraní en el cual significa sombra.

Cuenta la leyenda que durante la creación el árbol le pidió a Dios no ser bello, pero sí servir para dar sombra y cobijo a la gente de allá y que por aquellas tierras se le conoce como “Bellasombra”.

Se trata como se puede apreciar en éstas fotos de un árbol de grueso tronco que puede alcanzar los 3.5 a 4.5 metros de diámetro, de buen porte pudiendo alcanzar hasta los 15 a 18 metros de altura, y además su madera tiene un alto contenido en agua que lo hace idóneo para soportar sequías, por lo tanto su madera no sirve para quemar.

Esta vista es de antes de la remodelarse el entorno lo que se hizo para arreglar el mal estado del pavimento circundante, y a la vez dotarlo de un amplio banco circular de hormigón bajo la sombra del mismo.

Continue Reading

LOS “FRANCHUTES” EN MURCIA EN 1809

El tio Roque una vez sentado en su silla de cuerdas, atacada su pipa y prendida fuego con la yesca que encendió a fuerza de golpes del eslabón sobre el pedernal, y a continuación de echar dos o tres bocanadas de humo, de toser y escupir, como para aclarar su garganta dijo:

Cuando en el año nueve se corrió la voz de que iba a venir a Murcia el francés, se hicieron en la ciudad angunas fortificaciones y dista se derribó en la Puerta de Castilla la ermita de mi santo que estorbaba, sigún dicían unos inginieros.

Munchos de esos que por toas partes quieren sacar la panza porque no le han visto las orejas al lobo, estaban que no cogían en el pellejo, de hinchaos y valentones, creyendo que se iban a comer dista al Preste Juan de las Indias, y tó porque un general inglés que se llamaba On Dole (Lord Doyle) y el mesmo general Palafox que se había hecho tan nombráo en Zaragoza, habían dicho que si tal, que si cual, y que eramos tós muy hombres.

En fin que yo mesmo estaba pá coger un fusil de güena gana, porque me entró una esa que dista a bocáos me hubiera tragáo media Francia.

………….. y en cuanto dieron las ánimas en la Catedral, unas patuleas de gabachos, muy feos y a bayoneta calá, se esparramaron por angunas calles y fueron matando a tóas las presonas que encontraban, que pasaron de treinta, a punchazo limpio y dimpués se metieron en munchas casas prencipales y en angunas tiendas de comercio, atropellando a hombres y mujeres, rompiendo las puertas y robando los dineros y halajas que encontraron.

¿ Y los de la ciudá se estuvieron quietos ?.

¡ Hombre ! hubo de tó; pero como a la gente le pilló desprevenía y los otros iban armaos, pos sucedió que no se pudo escabechar por las calles más que a tres o cuatro franchutes y como a media ocena dentro de las casas.

¡ Argo es argo! tio Roque: más vale pocos que nenguno, porque ¿sabe osté que le digo? que si de los nuestros caen munchos ¡no importa! porque al regolver de una esquina, como aquel que dice viene el repuesto; pero si de ellos hay cae uno y mañana otro , y no se para la hebra enviando siempre gabachos a Perico Botero al cabo de angún tiempo ¡Dios que te crió! no quéa nenguno ni pá simente de rábanos…..

En mi Biblioteca familiar.

Del libro Huertanos y franceses de 1902.

Continue Reading

EL MERCADO DE MURCIA EN 1862

“Los mercados de exportación de Murcia más fuertes eran los de la época de la seda y del pimiento, siendo tan apetecida la primera de todos los fabricantes nacionales y extranjeros y se producía en abundancia tal que corría en abundancia el oro.

El mercado local llenaba entonces las plazas contiguas del Esparto y Santo Domingo y parte de las calles adyacentes de la Merced, Trapería, Zambrana, Balboa y Jabonerías.

Mezclábanse en sus puestos infinidad de tambanillos de puntillas, encajes, adornos y telas para ropas interiores.

Pregonaban por todas partes los lienzos de Beniaján, las tejiduras de sayas y refajos de Totana, las enaguas de dos azules, las madejas de lino y estopa de la huerta, los mazos de lana hilada de Alcantarilla, las mantas de Espinardo y los deslumbrantes cobertores de Murcia.

Veíanse colgados de tirantes de cuerdas los preciosos armadores y delantales de lentejuela, las gorras para los niños, los chalecos bordados con su gran botonadura colgante de plata, y los pañuelos de seda de colores fuertes tejidos en las fábricas de la capital.

Más allá zapaterías y alpargaterías, filas enteras de objetos de cristal y barro valenciano para toda clase de líquidos, puestos de comestibles al por mayor y al menudeo, saladuras, azafrán de Albacete, pimiento molido murciano y oriolano, queso blanco y de la Mancha y centenares de macetas con flores de caprichosos matices y de aroma embriagador.

Gritábase la venta de cuajada, del agua de limón y del buen aguardiente, y se escuchaba el monótono relato en verso macarrónico de algún expendedor de relaciones, o los cantares de los ciegos con vidas de santos, sucesos extraordinarios, coplas y tonadillas que embobaban a los sencillos labradores.

Por último, veíase la recoba donde se exhibían por miles los pares de gallinas y de pollos, las cestas de huevos conservados en paja, los grupos de conejos del campo y de la huerta y los jaulones de palomas, todo entre un griterío inmenso que aturdía pero que a la vez alegraba el espíritu, porque aquel movimiento extraordinario era el alma, era la vida de la población”.

En mi Biblioteca familiar.

Del libro Huertanos y Franceses, de 1902.

Continue Reading

2º TRAMO DEL MALECÓN, Colegio de La Merced hasta “Las 4 piedras”

img_20161108_113227

Su edificación se inició en 1934 y fue tan rápida su construcción que sus primeras clases se impartieron en el Curso 1935-36.

Durante la Guerra Civil fue convertido en Cuartel de la Guardia Civil y posteriormente en Hospital de guerra (que le llamaron Hospital de Sangre).

Terminada la contienda continuó como Hospital Militar hasta el año 1949 en que recuperó su inicial destino de colegio.

Este tramo alcanza hasta el cruce de carreteras de La Arboleja a la izquierda del Malecón y a la derecha hacia La Albatalía, Rincón de Beniscornia y La Ñora, punto donde se halla el lugar conocido por “Las 4 piedras” simbolizando en un monumento el homenaje al Huertano cuya escultura se halla sobre un basamento con piedras del propio Malecón.

Continue Reading

MONOLITO DE LA PUERTA DE CASTILLA

img_20161020_124658

Este monolito que se hallaba arrumbado en unas instalaciones de la demarcación de carreteras de Obras Públicas de Murcia, con motivo de haber sido retirado de su ubicación para construir una nueva vía de acceso a Murcia, fue recuperada por el anterior alcalde de Murcia e instalada en las inmediaciones de la Plaza de Castilla.

img_20161023_125316

Este año de 2016 con motivo de ser el 750 Aniversario de la constitución del Concejo de Murcia, se decidió trasladarlo a un pequeño jardín de la calle de San Antolín considerando además que es más real la nueva situación, ya que hay referencias de que la cercana ermita de San Antón se hallaba a la entrada del Camino Real de Castilla (como cita la placa adjunta).

En el mismo figura la siguiente inscripción:

“REINANDO EL SEÑOR CARLOS III SE CONSTRUYE ESTE CAMINO BAJO LA DIRECCION DE JOSEPH DE LA SEQUILLA INTENDENTE CORREGIDOR DE MURCIA AÑO DE 1.800”.

img_20161025_125442

Continue Reading